J. Jesús Esquivel:Obama, primer candidato afroamericano a la presidencia de EU

Washington, 3 de junio (apro).- En un hecho que quedara plasmado en los libros de historia de Estados Unidos, Barack Obama, se convirtió no sólo en el candidato presidencial del Partido Demócrata, sino en el primer afroamericano con posibilidad de ocupar el Poder Ejecutivo en la Casa Blanca.

“Esta noche marcamos el final de un viaje histórico y el inicio de otro… Puedo decir esta noche que seré el candidato demócrata a la presidencia de Estados Unidos”, declaró Obama ante unas 20 mil personas que acudieron al centro Excel de Saint Paul, Minnessota, para acompañar al candidato que marcó un nuevo capítulo en la reciente historia mundial.

“La senadora Hillary Clinton ha hecho historia en esta campaña, no sólo porque es una mujer que hizo lo que ninguna mujer hizo antes, sino porque es una líder”, subrayó Obama, de 46 años de edad, hijo de padre keniano y madre anglosajona.

Luego de una larga campaña de elecciones primarias con su contrincante, la senadora Hillary Rodham Clinton, Obama consiguió los 2,127 delegados, nueve más de los necesarios para amarrar la candidatura presidencial de los demócratas, con lo que acabó con el sueño de la exprimera dama de Estados Unidos de ocupar el puesto que durante ocho años ostentó su marido, el expresidente Bill Clinton.

“Quiero felicitar al senador Obama y a sus seguidores… Ha sido un honor competir en estas primarias y quiero que sea reconocido por lo que ha logrado”, declaró Clinton.

“Esta ha sido una campaña muy larga y no tomaré ninguna decisión esta noche”, dijo Clinton ante miles de seguidores que se dieron cita en Nueva York para pedirle que no se retire.

Según analistas, la senadora por Nueva York se quiere aferrar a la contienda para obligar a Obama a que la considere compañera de fórmula en la contienda contra los republicanos.

Contrario a la insistencia de Clinton, del lado republicano su candidato presidencial, John McCain, sólo le dedicó unas palabras de agradecimiento a la exprimera dama, de quien dijo es su amiga, pero asestando que se dedicará a contrarrestar a Obama

“El senador Obama será un candidato formidable”, dijo McCain, durante el discurso que ofreció en Kenner, Lousiana, donde se deslindó de las políticas del presidente George W. Bush, a quien incluso criticó por las erróneas estrategias instrumentadas en Irak.

El triunfo inobjetable de Obama que, según analistas, dividió a su partido y posiblemente provocó la desilusión de muchos estadunidenses, ocurrió minutos antes de que se cerraran las casillas en Dakota del Sur y Montana, los últimos dos estados de la Unión Americana en celebrar comicios previos a la elección presidencial del 4 de noviembre.

Luego de que los medios de comunicación dieran a Obama ganador de la contienda por la nominación presidencial, se declaró a Clinton como ganadora de la elección primaria en Dakota del Sur, lo que ya no le sirvió. Obama, por su parte, ganó la primaria de Montana.

La consolidación de Obama, que desde hace semanas se consideraba como una realidad, lo coloca ahora como un gran favorito para derrotar a McCain, el candidato presidencial del Partido Republicano.

La victoria de Obama conforme a las reglas de su partido, respecto del número de delegados necesarios para obtenerla, se fue consolidando a lo largo de este martes, previo al cierre electoral en Montana y Dakota del Norte.

Cuando se materializó, en el sector político de Estados Unidos, uno a uno y hasta en grupo, los llamados superdelegados del Partido Demócrata, incluido algunos desertores que ya se habían manifestado en favor de Clinton, se fueron uniendo entorno al primer candidato presidencial de raza negra de Estados Unidos.

Durante todo este martes surgieron una serie de rumores sobre la manera en la que Clinton aceptaría su derrota, lo que se confirmó cuando de su campaña salió la declaración de que la exprimera dama quería que Obama la considerara como compañera de fórmula de su campaña; es decir; como candidata a la vicepresidencia por el Partido Demócrata.

Según expertos, la terquedad de Clinton y las criticas que lanzó a Obama durante el proceso primario, no sólo aminoró la posibilidad de que el ahora candidato presidencial la considere como compañera de formula, sino que, incluso, sean los líderes del Partido Demócrata los que exijan que ella sea descartada.

Obama asumirá la nominación presidencial de su partido el próximo 28 de agosto, 45 años después de que Martin Luther King organizara las marchas masivas de los derechos civiles de los afroamericanos y que diera su famoso discurso “Yo tengo un sueño”.

Artículo Original: Proceso

Leave a comment

Filed under Columns, News, Politics

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s